Home

Debo + Puedo + Quiero

Tomar decisiones enfocadas bajo esta clasificación puede resultar un buen ejercicio.

De pronto aquellas cosas que por “quererlas” ya sea por placer o necesidad las convertimos en un “debo” o de pronto nos ocupamos en cosas solo porque “podemos” pero ni debíamos hacerlas.

En fin, ¿Qué tal si clasificamos nuestras actividades y decisiones en base a estos tres?

Es de sabios saber la diferencia entre lo que se “debe”, lo que se “puede” y lo que se “quiere”.

No debo hacer nada solo porque puedo y no hago nada sin querer.

El deber apela a la responsabilidad, el poder a la administración y el querer a la decisión.

No hago algo porque simplemente puedo y no dejo de hacer porque simplemente debo y no quiero. Y hago algo no porque pueda o deba sino porque así decido hacerlo.

Es de sabios conjugar y decidir entre lo que se “debe”, lo que se “puede” y lo que se “quiere”.

Al final, lo que debes hacer no dejes de hacerlo. Piensa bien lo que puedes hacer, que puedas no significa que debas. Y todo lo qué haces hazlo por que quieres, haz uso de tu voluntad.

Decide mejor y vive mejor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s